TECNOLOGÍA BIHLER PARA CONTACTOS / CONECTORES

Fabricar contactos y conectores de forma más eficiente

Los sectores de los contactos y los conectores tienen una importancia fundamental para Bihler. Esto se debe a que se espera que la demanda en estas dos industrias aumente significativamente en los próximos años. Esto se debe principalmente a la creciente digitalización y electrificación, así como al cambio tecnológico en la industria del automóvil hacia la electromovilidad. Con su fuerza innovadora y sus soluciones de automatización orientadas al futuro, Bihler está considerado como el impulsor de la tecnología y la innovación para una mayor eficiencia en su producción.

 

KOSTAL: New processing center for connectors

Rosenberger: Coaxial plug-in connectors as pure stamped/formed parts

 

Conector fabricado con tecnología Bihler

Potente hidráulica

Válvulas hidráulicas

Muchas máquinas agrícolas y de construcción trabajan con líquidos hidráulicos, que accionan sus unidades de trabajo. Las válvulas hidráulicas maniobradas eléctricamente se encarga de regular de manera segura y fiable las presiones del sistema. En el servosistema de producción y montaje BIMERIC BM 4500 se fabrican los conectores enchufables de tres o cuatro pines para las conexiones de las válvulas hidráulicas.

La máquina fabrica primero la pieza de contacto mediante estampado, marcado, embutición y mecanizado de roscas. En el segundo paso se monta el grupo constructivo. Para ello, BIMERIC ensambla tornillos, incorpora la carcasa, separa la pieza de contacto y equipa todo mediante Pick & Place. La fabricación se realiza con alta seguridad de proceso, ya que la pieza de estampado y doblado se procesa directamente en la tira. El rendimiento por minuto es de hasta 80 conectores enchufables con 16 subvariantes. El cambio de modelo se realiza en 30 minutos a través del control central VC 1.

 

Una conexión perfecta

Lámina circular de contacto

La nueva lámina circular de contacto, con un aspecto que la convierte prácticamente en una obra de arte, fue desarrollada recientemente para el contacto de alta corriente en transformadores, armarios eléctricos y disyuntores. La lámina está compuesta por una cinta portadora elástica de acero inoxidable y provista de almas de lámina remachadas; al contrario que los contactos convencionales de resorte en espiral, ofrece una resistencia de paso constante y baja, así como un calentamiento mínimo por contacto, incluso sometida a una carga alta de manera permanente.

100 láminas por minuto

El proceso de fabricación es tan innovador como el componente en sí mismo, pues este puede fabricarse de una manera especialmente eficiente y segura en un servosistema de producción y montaje BIMERIC BM 3000 y una instalación de soldadura B 20K en combinación con el avance de pinzas radiales RZV 2.1. El rendimiento de fabricación es impresionante: 100 láminas por minuto. La instalación se encarga de todos los pasos de trabajo necesarios para el corte, el doblado, el marcado y la soldadura, así como del transporte de desechos, en un único proceso continuo. En cuanto a la soldadura de contacto, de importancia determinante, el sistema compacto de avance de pinzas radiales se encarga de añadir y posicionar el material de la cinta de una manera precisa y muy dinámica.

 

Contacto a golpe de botón

Micropulsadores

Ya se trate de mandos a distancia, teléfonos o teclados de portátiles, los micropulsadores – y más concretamente, los pulsadores de carrera corta - son parte integral de muchas interfaces de control manual de aparatos. En función del ajuste de conmutación, estos componentes, cuyo tamaño es de tan solo unos pocos milímetros, deben contar con una alta seguridad de conmutación y un sistema hermético de contacto para establecer o interrumpir el contacto eléctrico cuando se pulsan. Recientemente se implementó el servosistema de producción y montaje BIMERIC BM 3000 de Bihler, que constituye una solución muy eficiente para la fabricación de pulsadores con un rendimiento de 240 piezas por minuto.

240 micropulsadores por minuto

La instalación extrae la cinta preestampada del carrete; asimismo, comprueba la pieza inyectada sobre la cinta mediante una cámara y, a continuación, ejecuta las operaciones de corte y doblado. Después, al componente se le añaden hasta tres discos a presión por la parte trasera y, seguidamente, se monta la tapa verificando que encaje correctamente, lo que también se realiza por la parte trasera del componente. Luego, tiene lugar la comprobación a través de la cámara, así como la verificación del funcionamiento eléctrico y mecánico del pulsador. Tras el marcado láser, las piezas de buena calidad se eyectan automáticamente y se transportan hasta la línea de envasado. Gracias a la tecnología de servocontrol de Bihler, esta instalación no solo destaca por su alto rendimiento, sino también por la máxima calidad que se obtiene con ella y la rápida capacidad de reequipamiento para fabricar otros tipos de conmutadores.